sábado, 25 de abril de 2009

Lupa publicitaria



Con un movistar, Gerardo va a dejar de coleccionar mariposas disecadas y va a empezar a coleccionar copitas del torneo con los chicos.

Con un movistar, Gerardo va a dejar de ir a comprar ropa con su mamá y va a dejar que su novia se la compre.

Con un movistar, Gerardo va a dejar de hacer la imitación de un pato y la va a suplantar por anécdotas sexuales victoriosas.

Con un movistar, el hermano de Gerardo lo va a dejar de sobrar.

Con un movistar, Gerardo se va a cortar el pelo en la peluquería en la que se lo corta Gustavo Cerati.

Con un movistar, Gerardo va a empezar a lucir el look digno de un estereotipo publicitario.

Con un movistar, Gerardo no sólo va a tener fotolog sino que también va a destronar a Cumbio y va a comenzar su gira mediática explicando el nuevo fenómeno que invade al tres por ciento de los adolescentes.

Con un movistar, Gerardo va a aprender a decir “laputamadrequeloremilpariolaconchadelalora”. Una puteada más in.

Con un movistar, Gerardo se va a cambiar el nombre. Ahora va a ser Daniel.

Con un movistar, Gerardo va a dejar de ser Gerardo.

Seamos sinceros, la publicidad es el arte de vender estereotipos. Pero, ¿cuesta tanto ser un poquito más creativos y disfrazar un poco el mensaje?

No hay comentarios: